Como una ola

Los Power-Point que se distribuyen por correo electrónico son el romancero de nuestros días. Es el lugar donde se fraguan los mitos y las leyendas. La última leyenda urbana que me ha llegado por e-mail es la de la foto del tsunami salvada milagrosamente de las aguas. La foto se supone que se encontró después de la catástrofe y que el que la hizo murió.

¿un tsunami?

Pero no es verdad. Se trata de una tormenta de arena en Australia en 2002. En el Power-point sale la fecha convenientemente borrada.

Mucha gente tiene una idea errónea de cómo llega un tsunami a la costa. No se trata de una ola que llega rompiendo, la ola rompe bastante lejos de la orilla. En la costa, lo que se observa es que el nivel del mar baja y después empieza a subir rápidamente; parece como si el mar se desbordase en una especie de riada.
De hecho, las olas rompen cuando la profundidad es igual a 1,3 veces su amplitud (la altura de la ola). Si la ola del tsunami tiene 30 metros de la cresta al seno, romperá cuando la profundidad sea de unos 40 m. Eso significa bastante lejos de la orilla, en la mayoría de los casos.

Las publicaciones sensacionalistas tienen la culpa, suelen publicar imágenes elaboradas por un ilustrador o montajes de photoshop. Las imágenes reales de los tsunamis no son lo bastante espectaculares para ellos.

tsunami2

Anuncios

One Response to Como una ola

  1. MAKYTA dice:

    LO UNICO QUE PUEDO DECIR ES QUE DE CUALQUIER MANERA ES TERRIBLE

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: