El desafío de Hank Solo

Hank Solo hace una propuesta interesante y me parece que lo mejor será crear una nueva entrada, porque el corro de comentarios a “El principio antrópico” es bastante confuso, y Confusio no quiere más confusión de la necesaria. Sólo tengo que recordaros que es mejor no usar la opción “contestar” porque desordena el orden cronológico y se forma el lío del montepío.

Dice Hank:

Bueno, se me ha ocurrido plantearos un pequeño desafío para darle a la cosa un poquito de vidilla. Al hilo de las cuestiones sobre la naturaleza humana, hay dos posturas enfrentadas:
1) La naturaleza humana es cualitativamente diferente de la de los demás seres vivos. Tiene por tanto componentes únicos.
2) La naturaleza humana es cualitativamente igual, pero cuantitativamente diferente de la de los demás seres vivos. Comparte todos sus componentes con otros seres, sólo cambian las proporciones.

Si defendemos 1), tenemos que encontrar cualidades de la especie humana que le sean únicas, y ahí va mi desafío, ya que la opción 2) es la que yo defiendo:

Decidme cualidades que creáis únicos de la especie humana, y yo buscaré un ser vivo que manifieste ese rasgo, que haya sido observado científicamente. Hale, a jugar.

Anuncios

14 Responses to El desafío de Hank Solo

  1. Confusio dice:

    Encantado de leerte de nuevo, Han Solo.
    Desde luego, tienes memoria de elefante

  2. Zosimo dice:

    Vaya con las primates… Por cierto, me parece que son bonobos y no bonubús (que en mi ciudad era una pase para el transporte público sin conducta sexual conocida).
    He leído que incluso las osas asturianas parecían gozar de la prerrogativa del orgasmo, aunque se basaba en apreciaciones subjetivas de los naturalistas observaban la cópula. No es lo normal en el reino animal, desde luego. Para las gatas, por ejemplo, es muy doloroso. Parece que es adaptativo para el macho provocar dolor en la hembra, así ésta rechazará a otros machos después de él. O eso se cree él, porque las hembras gatunas han respondido con un celo intensificado y así han dado pié al refrán argentino que dice: “Es como la gata Flora, cuando se la meten grita, cuando se la sacan llora”.
    Así que las chimpancesas son incluso capaces de ocultar el orgasmo… Mira, he ahí una diferencia con la especie humana. Creo que las hembras humanas son las únicas que hacen lo contrario: fingir el orgasmo.

  3. Han Solo dice:

    DESAFÍO 1, PARTE 2: guardar muertos

    Segundo intento, ya que Confusio no quedó satisfecho.

    MARINE MAMMAL SCIENCE, 23(2): 429–433 (April 2007)
    2007 by the Society for Marine Mammalogy
    DOI: 10.1111/j.1748-7692.2007.00107.x
    BEHAVIORAL RESPONSES OF ROUGH-TOOTHED
    DOLPHINS TO A DEAD NEWBORN CALF
    FABIAN RITTER

    En este artículo se detalla el comportamiento de una manada de delfines que acompaña y sostiene el cuerpo de una cría muerta durante varios días. La manada cambia su plan de viaje debido al incidente, y otros adultos además de la madre se involucran en la custodia de cuerpo de la cría.
    No es posible demostrar si al acompañar a la cría muerta los defines simplemente esperan que reviva o son conscientes de su muerte pero se resisten a separarse de ella. Si nos preguntamos por los motivos de los ritos humanos, en realidad vemos que ambas cosas no son tan diferentes. Esos ritos tienen por objeto, además de dar un tiempo de comprobación para certificar la muerte, que los seres queridos se hagan a la idea de que la persona muerta lo está y no volverá. El respeto por el cuerpo, ese acompañarlo antes del entierro y que no esté solo, atribuyen al cadáver cualidades de los vivos, porque todavía no se puede pensar en ese cadáver como un trozo de carne en lugar de como la persona que era. También hay personas que necesitan comprobar la degradación del cuerpo, como estos delfines. Para mí,hay diferencia de grado, pero es el mismo proceso en los humanos y en los delfines del artículo.

  4. Hank Solo dice:

    DESAFÍO 2: ORGASMO FEMENINO

    Es un placer responder a este desafío… Aunque hay que reconocer que en esto las primates arrasamos:

    Master y Johnson realizaron experimentos poniendo sensores fisiológicos en parejas de primates antes del coito, observando orgasmo femenino (aceleración del pulso cardíaco de 186 a 210 latidos por minuto, contracciones uterinas intensas) en chimpancés, bonobús y macacos de cola chata. Creen que también se podría comprobar en muchos otros primates. En 1988, Hrdy especula sobre la posible función evolutiva del orgasmo múltiple femenino observado en las hembras de simios antropomorfos y en el hombre. Más ganas, más cachorros, vamos.

    Una hembra de chimpancé emparejada con el macho dominante le pone los cuernos con otro macho de rango inferior. Se observa a la hembra emitir un grito agudo al llegar al orgasmo. Sin embargo, como gritando se delata a sí misma y es castigada por el macho dominante, aprende a disimularlo y sustituye el grito por un jadeo ronco. (Dejar de ponerle los cuernos por lo visto no lo contempla. La vida es muy corta). Así que no sólo tienen orgasmos sino que los disimulan si hace falta (Sagan y Druyan, 1993).

  5. Confusio dice:

    Me parece triste que sólo la crueldad sea exclusivamente nuestra. También los gatos juegan con el mísero ratón antes de matarlo. No somos tan despreciables, también nos comportamos de forma altruista sin que haya lazos de parentesco, ni siquiera vínculos sociales. Podemos ser altruistas con perfectos desconocidos sabiendo con certeza que nunca nos devolverán el favor.

  6. letal dice:

    Yo sigo insistiendo en que la crueldad sin sentido nos hace cualitativamente diferentes de los animales.

  7. Confusio dice:

    A mí me parece que buscar el orgasmo femenino en el reino animal puede ser muy complicado. Creo que resultará mucho más gratificante buscarlo en nuestra propia especie.

    Establecer lazos emocionales lo hacen hasta los pingüinos, pero eso no es equivalente a enterrar o conservar cadáveres… Llorar a los muertos es otra cosa. Se puede enterrar a un muerto sin llorarlo. Creo que lo de guardar muertos es exclusivamente humano. Ningún animal siente ningún apego especial por los cadáveres de sus parientes. No los preservan de las alimañas ni los esconden ni nada. Lo del cementerio de los elefantes me parece que es un mito.

  8. Confusio dice:

    Un ser que quiere permanecer en el anonimato dice:

    Bueno, pues ahí va esa diferencia, aunque difícilmente demostrable: el orgasmo femenino. Sin embargo, en este artículo:
    http://www.ugr.es/~pwlac/G16_18Federico_Guillen-Gemma_Pons.html

    parece que hay estudios que indican que otros simios los tienen. Yo ya era más bien de la opinión de que no encontraremos nada…

  9. letal dice:

    Bueno, no se si envié el comentario a otro blog o incluso a otra entrada de este mismo, pero como no lo veo, quería comentar que el video va sobre maltrato animal, pero haciendo incapié en que el humano (o animal-humano, en contraposición al animal-no humano, como traduce el documental)es capaz de hacerlo con plena consciencia y con crueldad. Esta cualidad humana, la crueldad, sin un motivo que la justifique, es algo específico del humano. Por lo que, si bien la opción 2 es la que prevalece y se suele dar con más frecuencia, en algunos humanos o algunos humanos en algunas circustancias son capaces de ser cualitativamente distintos.

  10. Hank Solo dice:

    Para poder comparar conductas y actitudes entre humanos y animales, tendremos que descomponerlas en las habilidades que las hacen posibles. Ejemplo: no tiene sentido preguntarse si los animales pueden escribir en un blog, sino si pueden: 1)usar un lenguaje, 2)pensar en el futuro y 3) pensar en un mecanismo de forma que el mensaje perdure en ese futuro para otros. Si encontramos esas habilidades en los animales, debemos pensar q el que los animales no escriban blogs es sólo consecuencia de su limitada inteligencia y la intensidad (cantidad) en la que poseen 1, 2 y 3, y no de que, para escribir blogs, sea necesaria una cualidad que sólo los humanos poseemos.

    DESAFIO 1: “tomar conciencia de la muerte” y “guardar muertos”.

    Dejo a un lado el instinto de muchos animales a refugiarse o alejarse cuando van a morir (elefantes, gatos, gaviotas). Así que empecemos por descomponer las habilidades necesarias para “tomar conciencia de la muerte” y “guardar muertos”. Estas en mi opinión son: 1) Distinguir la muerte de la vida, 2) Tener conciencia de sí, 3) Tener memoria y capacidad de proyectar un futuro, 4) Establecer lazos emocionales con otros seres (para “guardar muertos”), 5) Generalizar (si todos se mueren, yo también moriré)

    1) Distinguir la muerte de la vida
    Las abejas melíferas al morir emanan una feromona, el ácido oleico, que desencadena que las abejas vivas echen el cadáver fuera de la colmena. Una molécula les hace distinguir la vida de la muerte. Es fácil engañarlas: si se moja una abeja viva con ácido oleico la echan también (Edward et al., 1986). Sin embargo, es evidente que otros animales más complejos distinguen mejor vida y muerte: los carroñeros, que sólo comen animales muertos.

    2) Tener conciencia de sí,
    Chimpancés nacidos en la selva fueron confrontados con un espejo. Al principio pensaron que veían otros individuos, pero al cabo de unos días comprendieron y empezaron a utilizar el espejo para verse la espalda y otras partes de su cuerpo que normalmente no les eran accesibles. Se les anestesió y se les pintó de rojo partes q sólo podrían ver en el espejo. Al despertar vieron las marcas rojas en el espejo, pero no intentaron tocarlas en el espejo sino en sus propios cuerpos allí donde el espejo indicaba. Sabían q la imagen no era real y ellos sí, sabían localizar su yo. Y al parecer, disfrutaban mucho de ello (Gallup, 1977).

    3) Tener memoria y capacidad de proyectar un futuro
    Todos conocemos la capacidad de muchos animales para aprender por repetición. Pero vayamos más allá, definiendo la memoria como la capacidad de evocar lo q no está presente. Y veamos si esa capacidad se puede aplicar no sólo al pasado, sino también al futuro. Un chimpancé macho agraviado por otro macho se pone a recoger piedras y esconder palos preparando una agresión contra uno q no está; una hembra le intenta abrir los dedos sobre los palos y le quita las piedras, pacificadora. Ambos saben lo q puede ocurrir en el futuro, ambos lo representan en su mente (Sagan and Druyan, 1992). También se ha observado en chimpancés guardar palos con una forma especial, cuando los encuentran, para usarlos como herramienta más tarde, de forma pre-meditada (Mortimer and Adler, 1967).

    4) Lazos emocionales
    Conocemos los lazos de los animales domésticos hacia sus amos humanos. ¿Y en condiciones naturales, se establecen relaciones emocionales entre iguales? Algo que no podamos confundir con el mandato de los genes. Los gibones, monógamos, se emparejan para toda la vida. Esta especie canta, canta en los árboles. Los solteros cantan solos. Las esposas cantan a dúo con sus maridos. Pero cuando un macho muere, la viuda sufre su pena en silencio y no canta más (observado por Donna Robbins Leighton). Guarda su muerto.

    5) Generalizar
    Japón, isla Koshima, 1953 colonia de macacos, estudiada por el primatólogo Toshisada Nishisida. Una hembra de 1.5 años, Imo, descubre que puede lavar la arena de sus boniatos metiéndolos en el agua de un arroyo. Sus familiares aprenden el método rápidamente. Pero cuando tuvo 6 años, a Imo se le ocurrió aplicar el método a otro problema diferente: separar el trigo de la arena. Echó un puñado de trigo al agua y recogió el trigo limpio que flotaba.

    Puede que sólo los humanos tengamos la combinación única de todas estas cualidades en las proporciones necesarias para contratar seguros de vida y organizar entierros, pero ninguna de ellas es exclusivamente nuestra.

  11. letal dice:

    El documental efectivamente muestra escenas bien duras de maltrato animal, pero el narrador va haciendo un sin número de analogías entre el sentir del humano (o animal-humano) y el de los animales (o animal-no humano, como ponen en los subtítulos), y de como el humano es un maltratador nato (un ser cruel, vamos) contra lo que no le es afín, le estorba o le sobra. Y este es un componente único de la naturaleza humana, la tendencia a la eliminación de lo que no le gusta a alguien o a un grupo. Estos días no se presentaba Karadzic ante el tribunal penal internacional, y a Mladic todavía no lo han encontrado o está por ahí protegido por afines. Estos decidieron o no pararon el que había que matar a más de 8000 personas de Srebrenica en tres días en el verano de 1995.

  12. Confusio dice:

    Letal, no consigo ver el vídeo porque mi conexión es demasiado lenta y es muy largo. Me parece que tiene que ver con el maltrato a los animales, que es otro problema diferente.

    Soy básicamente de tu opinión. Creo que en todas las conductas humanas pueden encontarse sus precedentes en la conducta animal, aunque hay cosas para las que me cuesta encontrar ejemplos. Quizá tomar conciencia de la muerte sea lo más revolucionario que hemos conseguido como especie. Unamuno decía que el hombre es un animal guardamuertos. ¿Otros animales guardamuertos? Si existen, ¿qué sentido tiene para ellos esa práctica? Depende de lo que se entienda por “sentido” y de lo que se entienda por “entender” (y lo que se entienda por “por”). No sé si es posible estudiar el asunto sin acabar destripando el lenguaje, como siempre.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: